Sin término medio

La política española ha empezado un nuevo año tal y como terminó el último. La nueva etapa que parecía asomar con los, por otra parte autoproclamados, partidos del cambio, se ha quedado en nada. Para muestra, un botón.

Hagamos un ejercicio de repaso de lo que ha sido la política en los últimos años vista desde afuera. Aviso que mis cortas tres décadas pueden cercenar mi visión, yo, al menos en eso, soy autocrítica.

La relación entre PSOE y PP ha sido una historia de amor – odio a lo largo de la democracia española. ¿Y dónde ha existido el amor? preguntarán algunos. Pues lo hace en la necesidad que el uno tiene del otro para ser y seguir siendo. Mala forma de amor, dirán otros. Pues sí, pero es lo que ha habido, al menos hasta ahora.

Es esa necesidad amorosa de la que nacen sus diferencias, irreconciliables y causa de divorcio. Unas diferencias que sitúan a ambas formaciones en extremos opuestos y que las han llevado a gobernar a medias, y sólo a medio país cada vez, según han ido cayendo en la presidencia del Gobierno y de las Cámaras (que en España hay dos), sin tener en cuenta al otro, porque tampoco había necesidad de hacerlo, ni ganas.

Así que después de más de 30 años de gobiernos alternos, llegan dos nuevos artistas y se suman al elenco de la política nacional. Cada uno con su “nueva política”, “nuevas propuestas”, “nuevos discursos” y con su séquito, cada cual más completo.

Ahora, bueno, hace 7 meses (aprox.) – he decidido poner el límite en las elecciones locales/regionales de 2015- nos dijeron que había llegado la “era de la nueva política” por la entrada de nuevos actores en escena (algo que no es nuevo en la política española, lo nuevo es la intensidad, no el hecho, y la virginidad se pierde la primera vez aunque sea un fiasco).

Así que Podemos y Ciudadanos estaban llamados a cambiar España. Lo que pasaba por el cambio previo en la forma de hacer política. Que pasaba, a su vez, por la renombrada y malamente dogmatizada regeneración, que con su amiga transparencia han llenado los discursos y arengas en el último año.

Así las cosas, hace una semana Podemos ha llegado al Congreso rompiendo barreras de estilo, con nuevas ropas y peinados, y poniendo sobre la mesa debates profundos sobre si la mujer debe o no llevar a sus hijos al trabajo. La demagogia no la voy a comentar, la falta de tino a la hora de plantear un debate social, en la sociedad que debes gobernar, sólo me da qué pensar en lo poco que siguen conociendo a la sociedad los nuevos políticos como los viejos. Un cambio, sin duda. Mejor rastas que gomina, lo dice mi peluquero.

Junto con esto Podemos ha, además, acusado al PSOE de pactar con el PP la mesa del Congreso. Esto, que puede ser una afrenta y un argumento que puede llevarse por delante a ambos partidos, en realidad es el mayor cambio en la política española en los últimos 30 años; y una oportunidad para PSOE y PP si saben aprovecharla. El pueblo por encima del partido. Utópico.

No, no me olvido, Ciudadanos también ha entrado en el Congreso. La política española ha sucumbido a los vicios de los extremos, izquierda y derecha, que parten la política en dos (Podemos viene a ocupar, o lo pretende, el espacio del PSOE en la contienda, nueva política, sin duda), parten el cuerpo y el mapa. Parten hasta el cerebro humano. Pero éste, más sabio y más perfecto, tiene un cuerpo calloso, que está entre izquierda y derecha, y que permite el diálogo entre los dos hemisferios, y forma parte de su perfecto funcionamiento. ¿Será Ciudadanos el cuerpo calloso que pretende ser? Mientras que se desvela el misterio, me hallo en un balanceo, en mi nueva/vieja política y sin término medio, excesiva, como siempre.

Anuncios

One thought on “Sin término medio

¿Comentarios? ¿Opiniones?

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s